Un grupo de orcas frente a la península ibérica ha ganado notoriedad por hundir embarcaciones desde 2020, lo que ha generado diversas teorías sobre sus motivos. Sin embargo, un reciente informe de la Comisión Ballenera Internacional sugiere que este comportamiento es producto de la curiosidad y el juego de un grupo de orcas “adolescentes”. Los investigadores observaron que estas orcas se acercan a los barcos de manera calmada y juguetona, empujando los timones suavemente, sin intención de causar daño.
Los científicos creen que la recuperación del atún rojo, principal alimento de estas orcas, ha dejado a los animales con más tiempo libre, fomentando estas actividades lúdicas. Este comportamiento no agresivo pero inquietante ha llevado a los expertos a recomendar que las embarcaciones eviten las áreas frecuentadas por orcas o se alejen si un animal se acerca. Además, se están considerando medidas no perjudiciales, como utilizar señuelos y sonidos inesperados para disuadir a las orcas.
Rob Lott, de Whale and Dolphin Conservation, y otros expertos coinciden en que las orcas no están buscando venganza contra los humanos. En cambio, su comportamiento se asemeja más al de adolescentes curiosos. A pesar del temor que pueden provocar estos encuentros, los expertos esperan que esta tendencia juvenil disminuya, como ha ocurrido con otras conductas pasajeras observadas en orcas en el pasado.
https://www.nationalgeographic.es/animales/2024/05/orcas-estrecho-gibraltar-ataque-barcos-motivos-venganza-juego-juventud

Comparte este artículo

Síguenos en nuestras redes

Contáctanos

Mándanos un mensaje y te responderemos a la brevedad.