El término ecológico puede definir desde una selva tropical hasta una hoja en descomposición. Existen diferentes tipos, y cada uno presta un servicio único al planeta.
“Se refiere a una comunidad de organismos, vegetación, animales e incluso bacterias y otros microorganismos, y sus relaciones con los elementos abióticos del lugar donde viven, es decir, con la luz solar, el agua, el suelo, la temperatura, el relieve”
En definitiva, el ecosistema se refiere a los seres vivos y a los elementos no vivos que habitan una zona determinada y a las interacciones biológicas, químicas y físicas que se producen entre ellos. El libro Principle of Biology (2016), de la Universidad Estatal de Kansas (Estados Unidos), ejemplifica algunas de estas interacciones, como la respiración, en la que animales y plantas intercambian gases (oxígeno y carbono) con la atmósfera.

Fuente: https://www.nationalgeographicla.com.